Leía ayer con cierto estupor y tristeza que, para intentar relanzar el veterano programa informativo Informe Semanal, que la próxima semana cumplirá cuatro décadas en antena mientras atraviesa un mal momento lo que a audiencia y credibilidad se refiere, la dirección de Televisión Española ha decidido acometer un lavado de cara a su grafismo y cabecera, sacrificando de paso la ya mítica sintonía que compuso Rafael Beltrán en 1986.

Será el final de una pegadiza música que, con distintos arreglos a lo largo del tiempo, nos ha acompañado la noche de cada sábado desde hace casi veinte años. Correrá el mismo destino que aquella recordada cabecera que arrancaba con una serie de líneas doradas y rojas cruzando la pantalla hasta formar el panel donde podía leerse el título del programa. Que descanse en paz. Y, ya si eso, otro día hablamos de cuando el comienzo de Informe Semanal sonaba a Donna Summer.

Informe Semanal, Cabecera, 1987-2002.

Anuncios